LO QUE HACEMOS

Investigamos cómo alteraciones en la función cerebral conduce a cambios en el metabolismo, función de hormonas y la conducta alimentaria observados en la obesidad.

La obesidad es uno de los mayores problemas de salud pública a nivel mundial y se debe en gran parte a la ingesta excesiva de alimentos sabrosos (ricos en calorías procedentes de grasas y azúcares), lo que genera un exceso de energía que se acumula en forma de grasa. Puede parecer extraño que consumamos estos alimentos a pesar de su impacto negativo en nuestra salud. Sin embargo, este no es un problema de fuerza de voluntad para elegir alimentos saludables, sino uno con raíces biológicas que ahondan en nuestra evolución y supervivencia como especie. Durante la mayor parte de nuestra historia, la comida era escasa y los alimentos sabrosos no estaban fácilmente disponibles. Entonces, nuestro cerebro desarrolló diferentes mecanismos para que la ingesta de alimentos cause placer y aprender qué alimentos tienen un alto contenido calórico; todo para aumentar las posibilidades de que consumamos suficientes calorías para sobrevivir. Sin embargo, para la mayoría de nosotros, el ambiente moderno no es uno de escasez de alimentos, sino uno con fácil acceso a alimentos apetitosos que activan nuestro cerebro y nos impulsa a comerlos incluso si no tenemos hambre. Por eso, el medio ambiente moderno se conoce como obesogénico, puesto que facilita el Desarrollo de obesidad. Además, la ingesta repetida de alimentos sabrosos altera los mecanismos cerebrales que regulan la alimentación, facilitando la elección y la ingesta excesiva de alimentos sabrosos. Nuestro objetivo es comprender cómo nuestro cerebro regula la elección y la ingesta de alimentos y cómo estos mecanismos están desregulados en nuestro entorno obesogénico actual.

NUESTRAS TECNICAS

Usamos una combinación de análisis de comportamiento, técnicas bioquímicas e inmunohistológicas para estudiar el comportamiento de alimentación. Ademas, hemos desarrollado nuestros propios equipos para analisis de conducta alimentaria combinando impresión 3D y la electrónica de código abierto.

© 2020 by The Laboratory on Behavioral Neurobiology and Obesity